LAS INMEDIACIONES DEL PARQUE AGUIAR HOY, CON LAS AGUAS BAJAS DEL PARANÁ

El río Paraná continúa con su tendencia bajante y alturas por debajo del nivel límite de aguas bajas. “No se espera una mejora sensible en los próximos meses. Julio será particularmente crítico, con afectación a todos los usos del recurso hídrico, especialmente la captación de agua en las tomas urbanas. Con la tendencia prevista, todo el tramo del río Paraná en territorio argentino alcanzaría niveles similares o peores que los registrados en 1944, el año más bajo del río en la historia desde 1884”, proyectan desde el Instituto Nacional del Agua.

Numerosos bancos de arena salieron a la luz. La población de peces del Paraná depende de los ciclos hidrológicos y climáticos, por lo que el río bajo perjudica la reproducción y el crecimiento de algunas especies. En imágenes, las inmediaciones del Parque Aguiar, la reserva natural de nuestra ciudad.