UN ATLETA PROBO LA CAMA ANTISEXO DE TOKIO: EL VIDEO SE HIZO VIRAL

El gimnasta Rhys Mcclenaghan mostró la Villa Olímpica por dentro y se filmó dentro de la habitación. Será la primera vez que el Comité Olímpico no repartirá preservativos.

Una de las cuestiones llamativas en la Villa Olímpica donde ya se alojan -durante dos semanas- los atletas que competirán en los Juegos Olímpicos (arrancarán el próximo viernes 23 de julio) son las camas reciclables, que algunos las denominan como “anti sexo” porque podrían romperse en caso de hacer movimientos muy bruscos. Si bien fueron hechas de cartón para luego ser reutilizadas, parece que también fueron pensadas para evitar encuentros sexuales en medio de una pandemia que condicionará el desarrollo de la competencia.

Por este motivo, el gimnasta irlandés Rhys Mcclenaghan decidió probar la resistencia de las camas y ver si definitivamente podían soportar un encuentro sexual: el video se hizo viral.

El joven empezó a grabar como si se tratara de un documental sobre la vida olímpica: “En el episodio de hoy llamado ‘Fake News en los Juegos’, las camas conocidas como ‘anti sexo’ están hechas de cartón, sí, pero…”. El joven de 21 años saltó con furia sobre el colchón.

Lejos de partirse o quebrarse, la estructura se mantuvo estable y por eso desmintió la versión que indicaba que su diseño les impedía soportar mucho peso o aguantar movimientos bruscos. “Esto es una gran noticia”, aseguró.

Mcclenaghan grabó varios videos recorriendo el complejo y mostró cómo es el lugar en donde los atletas comen o por donde pueden caminar al aire libre. Además, en todas las zonas comunes están obligados a utilizar mascarillas para evitar posibles contagios de coronavirus. Los competidores no podrán abandonar la Villa Olímpica en ningún momento sin autorización.

Camas resistentes

La semana pasada, cuando fueron dados a conocer algunos aspectos de la Villa Olímpica que alojarán a la delegaciones en los Juegos Olímpicos, llamó la atención la particularidad de que las camas estaban hechas de cartón. Muchos pensaron que era para evitar los encuentros sexuales, algo que fue desmentido por la organización.

“Esas camas pueden aguantar hasta 200 kilos”, explicó Takashi Kitajima, director general de la Villa Olímpica, y dejó en claro que se trata de un cartón resistente. Incluso tanto como la madera.

Pese a esto, dejó en claro que cualquier acción descontrolada podría provocar daños en el material que se utilizó para construir las 18 mil camas distribuidas en todo el complejo, y que serán recicladas después de los Juegos Olímpicos para fabricar productos de papelería.

El material de los colchones (no estarán hechos de cartón) se convertirá en productos de plástico. Los colchones se desmontan en tres módulos distintos y su firmeza puede ajustarse.

“El comité organizador pensó en objetos reciclables, y la cama fue una de las ideas”, dijo Kitajima, señalando que la ejecución había sido obra del patrocinador olímpico local Airweave Inc.

Es la primera vez que las camas y la ropa de cama de la Villa Olímpica se fabrican con materiales renovables, señalaron los organizadores. También será la primera vez desde 1988 que el Comité Olímpico no repartirá preservativos, ya que se busca evitar que los deportistas tengan relaciones sexuales debido a que podría provocar contagios entre ellos.